Visitas

Seguidores

domingo, 12 de febrero de 2012

Traducción (II): Víctor Hugo / versión propia

video


Mañana, con el alba, cuando brillen los campos,
he de marchar, por fin. Sé que me esperas.
Caminaré los bosques, cruzaré las montañas.

Viajaré ensimismado,
solitario y doliente. Y en mis ojos no habrá
más paisaje que el ansia de encontrarte.

Ni árboles o riscos;
ni cielo azul, o nubes.
Cada día será como una noche
esperando tu luz.

Y al llegar, silencioso, ofrendaré en tu tumba
unas ramas de almendros y de brezos en flor.


video